Juegos de fútbol sala para la base. El tiburón

Comenzamos una serie de publicaciones donde cada semana iremos colgando juegos de fútbol sala para la base. En este caso os compartimos el primero de ellos: El Tiburón.

Juegos de fútbol sala para la base. El tiburón

En esta primera entrega de juegos para el fútbol sala para la base comenzamos con un clásico que comencé a realizarlo con el que era por entoces mi compañero Luis Casado y que gustaba mucho a los niños pequeños. Es el famoso: Tiburón. Veamos un poco sus características:

  • Nombre del Juego de fútbol sala de base: El tiburón
  • Recomendado para: chupetines, prebenjamines y benjamines.
  • Espacio para desarrollarlo: Dependiendo del número de jugadores de fútbol sala que tengamos podemos realizarlo en medio campo de fútbol sala, etc…Adaptaremos el espacio al número de jugadores.
  • Tiempo de realización: Ideal para realizarlo en el inicio de las sesiones de chupetines, prebenjamines y benjamines. Dependiento del número de jugadores habrá que manejar el tiempo pero no nos iremos más allá de siete a ocho minutos que dan tiempo para varias rondas.
  • Objetivos del juego: Adecuado para el inicio de la sesión. Podemos enfocarlo a trabajo de conducción, fintas o percepción entre algunos objetivos.
  • Desarrollo del juego: En un lado se ponen los jugadores con balón. En el centro hay otro jugador que se la liga (el tiburon). A la señal de entrenador los jugadores con balón tienen que llegar a la zona marcada que en este caso es la otra línea de banda. Si el tiburón toca o coge a algunos jugadores, éstos le ayudan a la siguiente ronda a cazar a los demás. Asi hasta que solo quede uno de ellos que será el ganador.
  • A que debemos prestar atención: A los que tratan de llegar al otro debemos aconsejarles que lleven la cabeza arriba, las conducciones en corto, que no se les vaya el balón, etc…Y al tiburón que trabaje los amagues, las fintas, etc…
  • Variantes o recomendaciones: Los chupetines pueden comenzar con balón en la mano las primeras rondas hasta que cojan la mecánica. Si los chupetines no consiguen llegar en conducción porque el tiburón es muy rápido lo podemos sentar o poner a cuatro patas y que se desplaze de esa manera. Asi daremos más tiempo a los chupetines para conducir. Si tardan mucho en cruzar podemos hacer una cuenta regresiva para llegar a la zona marcada.

Y como siempre os digo: todas las variante que se os ocurran y os ayuden en vuestro entreno.

La semana que viene otro juego.

Un saludo

José Antonio Valle

www.efsvamar.com

Deja un comentario